jueves, octubre 09, 2014

Noticias del Frente Ancestral 073

Manifiesto del Día de la Libertad
 11 de octubre de 2014



Consejo de Ancianos,
Fundación Guabancex Viento y Agua

Desde la Sagrada Plaza Ceremonial Batey Maguana se escuchan nuevos toques del Mayohuacan, se estremecen las caobas y los espíritus de los ancestros se incorporan para recordarnos de cómo vivíamos libremente en nuestra isla en armonía con la naturaleza. Nuestros hermanos minerales, acuáticos, vegetales, animales eran considerados seres vivos, con derechos y voluntad, que se mantenían en comunicación permanente unos con otros. La vida se apreciaba y se disfrutaba a plenitud. El ejercicio, el juego, el sexo, el descanso, y el sueño marcaban las horas.

Es un día cálido, se escuchan los grillos y los niños se arremolinan alrededor de la Abuela, quien reparte las tortas de casabe y las mieles. Les habla con cariño y les cuenta sobre historias de los cemíes, sus travesuras por las aguas dulces y las saladas.

Habla del Gran Abuelo Bayamanaco, de cómo logró producir el fuego, alimentarse de la tierra, regándola y sembrándola. Se reía recordando a la Iguaca (cotorra) que se burlaba del diente menos de Tanama (Mariposa). Mientras, las mujeres conversaban animadamente y amasaban la torta de casabe. Es un 11 de octubre. Se respira profundamente la alegría de vivir, la libertad, la igualdad entre todos, la reverencia por la naturaleza. No obstante, esto cambió con el proyecto colonial europeo y nos llevó casi al exterminio.

Hoy, 522 años más tarde, en la Sagrada Plaza Ceremonial, vuelve a escucharse el silbido de Guabancex que anuncia nuevos tiempos con la llegada de nuestro amigo Joao Manuel Prata Regua, que nos recordará aquellos momentos de las historias perdidas de las Abuelas de esa inolvidable tarde.

El arquitecto Prata Regua trabajará con el Museo del Hombre Dominicano y con la Fundación Guabancex Viento y Agua durante tres meses, haciendo los preparativos para solicitar a la Unesco la Declaración del Batey Maguana como Patrimonio Cultural de la Humanidad.

Para esta gestión cultural, Joao propone elaborar un proyecto constructivo, aglutínate e incluyente que permita unificar criterios y acciones que sean favorables para el desarrollo cultural y espiritual de la población, contando con el concurso de arquitectos, arqueólogos, antropólogos, historiadores y gestores culturales en este nuevo proyecto que se inicia.

Hoy 11 de octubre reiteramos nuestro compromiso con la libertad y los encuentros fructíferos entre los pueblos. Damos así la bienvenida a Joao y agradecemos de manera sincera al Museo del Hombre Dominicano por su solidario y decisivo apoyo.

Santo Domingo,

República Dominicana