jueves, junio 06, 2013

Noticias del Frente Onírico 096

[¿Volverá Frankfurt a ser Frankfurt?]
Europa: la monumental miopía de la troika




La Jornada, México, 02 06 13

Diversas movilizaciones sociales se dieron cita ayer en varias ciudades de Europa, principalmente en España, Portugal y Alemania, para protestar por los programas de choque que están siendo aplicados por los gobiernos del viejo continente. Mientras que los dos países que comparten la península ibérica han sido desde hace meses –junto con Grecia– escenarios principales del descontento social causado por las directrices económicas que la Unión Europea ha impuesto a cuatro de sus socios, en la jornada de ayer llamó la atención la movilización desarrollada en Frankfurt, la capital financiera alemana, no sólo por el número y la diversidad de los participantes que convocó –unos 15 mil, provenientes de una decena de naciones–, sino porque es la sede de uno de los principales integrantes de la troika –el Banco Central Europeo–, lo que hizo que la protesta referida adquiriera relevancia simbólica particular.

En todos los casos, las razones de la indignación social son las mismas: los severos recortes aplicados por las autoridades a los programas de educación y salud, los incrementos impositivos, las ofensivas contra los derechos y las prestaciones laborales y el empecinamiento oficial en trasladar el costo de la crisis a los ciudadanos y de proteger a las corporaciones –especialmente, las financieras– de las consecuencias de su propia avidez.

Para los países del sur de Europa, como España, Portugal y Grecia, la prolongada crisis económica ha terminado por hacer evidentes las desventajas de pertenecer a la Unión Europea, una adhesión que hasta hace unos años era vista como sinónimo de desarrollo político, económico y social, y que hoy muestra sus caras más amargas: el desvanecimiento de las soberanías nacionales en materia de manejo de la economía, la exhibición de gobiernos dispuestos a acatar las directrices impuestas desde Bruselas y desde Berlín y a sacrificar, en nombre de la estabilidad y el crecimiento, a la gran mayoría de la población, y el avance de procesos de deterioro institucional y moral y de devaluación humana hasta hace poco insospechados. Un ejemplo claro de esto último es la solicitud, formulada la víspera por el gobernador del Banco de España, Luis Linde de Castro, de eliminar el salario mínimo, avalar las contrataciones al margen de los contratos colectivos y aumentar la edad de jubilación, todo ello con el supuesto fin de facilitar la contratación y la generación de empleos.

Las estrategias anticrisis europeas, en suma, constituyen un ejemplo de miopía monumental, por cuanto promueven el avance de espirales recesivas en los países con dificultades económicas; frenan, en consecuencia, el crecimiento del conjunto de los integrantes del conglomerado de naciones y alimentan el riesgo de poner al mundo en la perspectiva de una nueva depresión global de consecuencias sociales y políticas impredecibles. En ese sentido, resulta alentador que las ciudadanías de los países europeos compartan, como lo demostraron ayer, preocupación y lucidez respecto de las raíces del problema y de los principales responsables de su agudización. Pero es desolador que las autoridades nacionales y continentales no puedan hacer otro tanto y que expongan un desfase y un rezago preocupantes respecto de sus poblaciones.

******

[LA VIOLENCIA NADA ENGENDRA]
Siria y la doble moral occidental


La Jornada, EDITORIAL, 31 05 13

El envío de misiles antiaéreos rusos a Siria –confirmado por el presidente de ese país, Bashar Assad, en una entrevista que se transmitió ayer– ha generado reacciones de rechazo y de condena por parte del bloque internacional encabezado por Estados Unidos e Israel. Mientras que el gobierno de Washington advirtió que el envío de armas envalentonará al régimen de Damasco y prolongará el sufrimiento en Siria, Tel Aviv recalcó, en voz de su ministro de Asuntos Estratégicos e Inteligencia, Yuval Steinitz, su disposición a defenderse y reaccionar ante cualquier amenaza del país vecino.

En tanto, la Organización de las Naciones Unidas (ONU) advirtió que el arribo de armamento ruso a Siria profundizará aún más la situación de barbarie en ese país y se producirán con certeza más masacres entre comunidades, por lo que aconsejó a las potencias militares no enviar armas a ese territorio.

Ciertamente, el incremento de la capacidad de fuego de cualquiera de los bandos en disputa en la nación árabe es un factor indeseable, en la medida que atiza la barbarie, de por sí descontrolada, que tiene lugar en el país. Por otra parte, el respaldo del gobierno ruso al régimen de Assad no es oportuno en un momento en que su conflicto interno corre el riesgo de internacionalizarse, como consecuencia de los bombardeos israelíes realizados en la frontera sirio-libanesa –con el supuesto fin de impedir el flujo de armas a los grupos combatientes– y de la expansión de las escaramuzas entre leales y opositores a Damasco hacia el país de los cedros.

No obstante, los reclamos referidos exhiben la hipocresía y doble moral características de Washington, Israel y sus aliados occidentales –en este caso– en torno a la guerra civil siria, en la medida que esas mismas naciones no han hecho nada por impedir el contrabando de armas para los rebeldes sirios, entre cuyos blancos, cabe recordar, no sólo se encuentran integrantes del régimen de Assad, sino también cientos de civiles inocentes.

Es significativo que, unas horas antes de que el gobierno de Damasco confirmara la recepción de misiles rusos, la Unión Europea decidiera levantar un embargo de armas a los grupos opositores sirios, lo que ha sido interpretado como un preludio para la entrega directa de armas de Bruselas al bando contrario al régimen o, peor aún, para preparar una intervención extranjera en la nación árabe.

La ONU, por su parte, ha decidido hacerse de la vista gorda ante la continua injerencia de Estados Unidos y otras potencias occidentales en la situación siria y no ha querido o no ha podido ver la relación causal directa entre esa intervención y la guerra civil que diezma hoy en día a la población de ese país.

Si la comunidad internacional tuviera el genuino propósito de poner fin a la carnicería que tiene lugar, lo procedente sería mantener y profundizar las restricciones para vender o enviar armas a todas las partes. La circunstancia actual, en suma, pone de manifiesto que Occidente, con el apoyo de los organismos internacionales, no busca una solución pacífica al conflicto, sino el derrocamiento del régimen de Bashar Assad –una decisión que, en cualquier caso, corresponde exclusivamente a la ciudadanía siria– y que está dispuesto a lograrlo de la peor manera posible: mediante el avance de la barbarie y más desestabilización en Siria y en la región.

******
[#CACASEXPRESS: LA NO VIOLENCIA EN ACCIÓN]
Brunete envía a domicilio las cacas de perro extraviadas


El municipio de Brunete no le hace ascos a las multas
El ayuntamiento devuelve cacas de perro empaquetadas a ciudadanos 'olvidadizos'
Durante una semana una veintena de voluntarios vigiló de cerca a los dueños de los canes en las calles y se 'quedó con sus des-cargas'
Su campaña ha sido premiada con el 'Sol de Plata' en el Festival Iberoamericano de Comunicación Publicitaria




PD, 04 06 13

El Ayuntamiento del municipio madrileño de Brunete ha puesto en marcha una campaña de concienciación para los dueños de perros, con la que ha entregado a domicilio las cacas que sus mascotas habían 'extraviado' por las calles del municipio.

VIGILADOS

Durante una semana de febrero una veintena de voluntarios vigilaron de cerca a los perros y sus dueños. Cuando veían que se dejaban una caca atrás, el voluntario se acercaba al dueño, se interesaba por lo bonito que era el can y disimuladamente conseguía su nombre y raza. Sólo con estos dos datos, los voluntarios pudieron localizar las direcciones de los dueños a través de la base de datos municipal.

A continuación, las cacas se empaquetaban como si fueran objetivos perdidos del consistorio y se entregaban en mano a los dueños, llegando a grabar algunas de las entregas para un vídeo que muestra el desarrollo de la campaña.

MULTA APARTE

Junto al excremento empaquetado se mandaba también un aviso de multa. El resultado, según ha explicado el Consistorio, ha sido un 70 por ciento menos de cacas en las calles, "no se sabe si por el miedo a la multa o por la caca empaquetada".

Además, la campaña --que ha corrido de la mano de la agencia Mccann-- ha sido premiada con el 'Sol de Plata' en el Festival Iberoamericano de Comunicación Publicitaria 'El SOL' y también ha tenido recorrido en Twitter bajo el 'hashtag' #cacasexpress.

El Ayuntamiento explica que el presupuesto era inexistente, pero la oportunidad creativa que suponía le interesó a la agencia y realizaron una original campaña: 'Las cacas teledirigidas', donde símiles de excrementos chocaban contra dueños incumplidores. Pero los resultados duraron apenas unas semanas.

También sin presupuesto, pero esta vez con gente del pueblo dispuesta a colaborar voluntariamente en la campaña, se inició esta nueva campaña. La aceptación de la campaña, explican desde Brunete, "ha sido buena en general, aunque algunos se han mostrado más a favor de crear espacios para que los perros puedan hacer sus 'cositas'". "Como en todo, opiniones para todos los gustos", dicen.

El alcalde de Brunete, Borja Gutiérrez, asegura que "aunque en Brunete la mayoría de los dueños de perros cumplen y recogen el excremento de su mascota, desde el Ayuntamiento" invierten "muchos recursos para dar respuesta a un problema que tiene una fácil solución: que todos los dueños recojan el excremento de su mascota".

[epistheme le sugiere respetuosamente al Honorable Señor Alcalde del Distrito Nacional, don E. Antonio Salcedo G., tomar nota de tan loable campaña educativa para reducir la insidiosa contaminación de las aceras de nuestra ciudad, producida por los detritos abandonados por muchos dueños 
olvidadizos e irreflexivos de inocentes mascotas caninas.]



Por: Juan José Tamayo, EL PAÍS, Madrid, 3 de junio de 2013

El 3 de junio de 1963 fallecía el papa Juan XXIII. Le lloraron creyentes de todas las religiones: católicos, protestantes, ortodoxos, judíos, musulmanes, budistas, y no creyentes de las diferentes ideologías: comunistas, socialistas, liberales, líderes políticos y gente del pueblo. El gran mufti de Tiro (Líbano) elogió la personalidad de Giuseppe Roncalli ante una multitud de musulmanes y cristianos portando en la mano la encíclica Pacem in terris como reconocimiento por su contribución a la paz en el mundo. 


La noche anterior a su muerte, el gran Rabino de Roma y numerosos judíos se reunieron con los católicos en la Plaza de San Pedro para rezar por el papa. El gesto tenía su justificación. Juan XXIII había adoptado hacia los judíos una actitud bien diferente a la de Pío XII. Sustituyó la oración por los “pérfidos judíos” del Viernes Santo por otra más respetuosa y ecuménica. En la audiencia a un grupo de judíos de Estados Unidos los saludó como José a sus hermanos cuando llegaron a Egipto: “Soy José, vuestro hermano”. Los pérfidos se tornaron hermanos.


Juan XXIII, ¿un papa de transición? Eso fue lo que mucha gente pensó cuando fue elegido el 28 de octubre de 1958 a punto de cumplir 77 años. Los hechos, empero, desmintieron pronto las primeras impresiones, como puso de manifiesto Time el 17 de noviembre: “Si alguien esperaba que Roncalli iba a ser un mero papa de transición, hasta la llegada del siguiente, esta imagen se deshizo a los pocos minutos de su elección… Se hizo cargo pisando fuerte como el amo de casa, abriendo ventanas y cambiando muebles…”. Bastaron cuatro años y medio de pontificado para llevar a cabo una verdadera revolución en la Iglesia romana que se convirtió realmente en universal y ecuménica.


La tarea no le resultó fácil. Tuvo que vencer no pocas resistencias dentro de la Curia vaticana, con la que nunca tuvo buenas relaciones, pero tampoco hipotecas que pagar, y hubo de neutralizar a relevantes figuras de la misma, como el cardenal Ottaviani, que estaba al frente del Santo Oficio. Pero contó también con el apoyo de un sector importante del episcopado, de movimientos cristianos laicos y de cualificados teólogos modernos, algunos de los cuales habían sido condenados por Pío XII y él los llamó para que le asesoraran y le ayudaran a fundamentar el cambio que quería llevar a cabo. La alianza con estos sectores permitió llevar a buen puerto el aggiornamento. 


Entre las muchas innovaciones que introdujo destacan dos por su eficacia y trascendencia para el futuro de la Iglesia: el Concilio Vaticano II y la encíclica Paz en la tierra. El Vaticano II no fue una simple ocurrencia o fruto de la improvisación del anciano Roncalli. Era una idea muy meditada. Su secretario personal Loris Capovilla recuerda que Juan XXIII le refirió la “necesidad de un Concilio” dos días después de ser elegido papa: “Habrá un concilio”, le anunció. La celebración de “un Concilio ecuménico para la Iglesia universal” fue el principal objetivo de Roncalli, que hizo público el 25 de enero de 1959. 


Pero, ¿un concilio, por qué y para qué? La respuesta no estuvo clara desde el principio. Fue perfilándose durante su preparación y, de manera especial, a lo largo de las cuatro sesiones del mismo conforme a las inquietudes y sensibilidades de los obispos y de los asesores teológicos. En la mente del papa estaba cambiar la forma personalista y autoritaria de gobierno por otra más colegiada y participativa. La reunión de todos los obispos del mundo constituía la mejor oportunidad para analizar los problemas más importantes de la Iglesia, responder a los desafíos que le planteaba la nueva era que se estaba viviendo y poner en marcha una transformación profunda en una doble dirección: la reforma interna de la institución eclesiástica, anclada en el modelo católico-romano medieval, y la reubicación en la cultura moderna, a la que había condenado sin haberla escuchado. Objetivo prioritario del papa era la construcción de la Iglesia de los pobres, pero en el aula conciliar no tuvo el eco que él hubiera deseado. Lo que no se quería era que el Vaticano II fuera en un apéndice del Vaticano I.

El resultado fue un cambio de paradigma en todos los campos: reforma litúrgica, nueva imagen de Iglesia como comunidad de creyentes, colegialidad episcopal, reconocimiento del pluralismo teológico, diálogo cultural, intraeclesial, intereclesial e interreligioso, libertad religiosa, solidaridad con las esperanzas y las angustias de los pobres y de cuantos sufren, etcétera.


La encíclica Paz en la tierra, publicada mes y medio antes de su muerte, supuso un cambio de paradigma en la Doctrina Social de la Iglesia al reconocer los derechos humanos como inalienables de la persona. Constata la presencia de las mujeres en la vida pública y la toma de conciencia de su dignidad, considera legítima su protesta cuando son reducidas a mero instrumento u objeto inanimado, y defiende sus derechos tanto en la esfera doméstica como en la vida pública. Un paso gigantesco y una buena herencia que sus sucesores no asumieron. ¿Lo hará Francisco?


Juan José Tamayo es profesor de Historia Contemporánea, director de la Cátedra de Teología en la Universidad Carlos III de Madrid y autor de Invitación a la utopía (Trotta, 2012).


******
El corazón del camino


-Don Juan, "Yo digo que es inútil desperdiciar la vida en un solo camino, sobre todo si ese camino no tiene corazón".
-Castañeda, "pero, cómo sé de seguro si un camino tiene corazón o no?
-Don Juan, "...cualquiera puede saber eso. El problema es que nadie hace la pregunta, y cuando uno por fin se da cuenta de que ha tomado un camino sin corazón, el camino ya esta a punto de matarte. En esas circunstancias, son muy pocos los hombres que pueden pararse a considerar, y mas aun pueden dejar el camino ya tomado. Un camino sin corazón nunca es disfrutable, hay que trabajar muy duro tan solo para tomarlo... En cambio un camino con corazón es fácil: no te hace trabajar para tomarle el gusto".


Carlos Castañeda: "Las Enseñanzas de Don Juan”, tomado de la página de facebook del amigo Hugo Pérez


*****
Un Autorretrato de Carlos Goico Feliz




Un excelente artista plástico no comprendido por muchos, pero grande como ser humano y como profesional de las Artes; ido a destiempo.

Magaly Mendoza

******
La libertad de los campesinos y de los obreros les pertenece y no puede ni debe sufrir restricción alguna. Corresponde a los propios campesinos y obreros actuar, organizarse, entenderse en todos los dominios de la vida, siguiendo sus ideas y deseos. (Ejercito Negro Makhnovista, Ucrania, 1923).