viernes, mayo 10, 2013

Noticias del Frente Sensorial 078

Diversidad Sexual y Participación Ciudadana

Amigos Siempre Amigos (ASA), Red de Voluntarios de ASA (REVASA), Alianza GTH, 08 DE MAYO, 2013



DOCUMENTO CONCEPTUAL PARA EL SÉPTIMO FORO SOBRE DERECHOS HUMANOS GLBT (Gay, Lésbico, Bisexual, Transgénero y Transexual) “Ciudadanía y Derechos”, 17 DE MAYO 2013, HOTEL LINA BARCELO, SANTO DOMINGO 

El siglo XXI está marcado por la aparición de nuevos paradigmas en lo relativo a cómo los sujetos asumen su rol dentro de los esquemas de organización social a nivel local e internacional. Los avances en el ámbito de la comunicación masiva, las crisis económicas y de los modelos tradicionales de organización de los estados, la ascensión a los puestos públicos, en muchos países, de personas no vinculadas a los grupos económicos y políticos cónsonos con el capitalismo / neoliberalismo, entre otros factores, han dado al traste con un replanteamiento de la forma en que los hombres y mujeres de un municipio, un país o una región continental se involucran en la cosa pública. Y ejercen su rol ciudadano. 

El ejercicio del voto y la democracia representativa como fórmulas exclusivas de participación de la ciudadanía en los asuntos del estado están en crisis. En Latinoamérica se recrean nuevas formas de participación en las cuales los ciudadanos dejan de lado el rol pasivo a que durante siglos estuvieron sometidos y se involucran en formas novedosas de participación desde la perspectiva de la ciudadanía crítica. 

Consuelo Gimeno y Argentina Henríquez (2001) definen la ciudadanía como un proceso en construcción permanente de derechos y responsabilidades personales puestas en ejercicio en proyectos colectivos de bien común, construidos desde la diferencia y el conflicto, con el respeto a la diferencia, en nuestras sociedades desiguales e injustamente divididas. Una ciudadanía inclusiva de la diferencia y denunciadora de cualquier tipo de exclusión. 

Fundamentada en la justicia y la equidad, pero sin olvidar la libertad. Fortalecedora de la identidad propia y abierta al diálogo con las otras identidades y culturas. Defensora de los derechos humanos no como formulación legal, sino como horizonte de humanización para las personas, los grupos, los pueblos y el planeta. Sostenida por el compromiso y la responsabilidad social en la transformación de la realidad y gestora de un poder compartido y ejercido desde la lógica del servicio y no desde la concentración y centralización. 

A modo de análisis queremos resaltar algunos elementos de la definición anterior que por su fuerza resultan altamente interesantes para nuestro trabajo: 

La participación para el logro del bien común como premisa fundamental del desarrollo humano 

Implica una ruptura con los modelos que fundamentan el desarrollo, de forma exclusiva, en los estándares económicos de los individuos de una sociedad, El ejercicio de la ciudadanía desde la perspectiva crítica busca lograr el desarrollo de los sujetos sociales (yo bien, tu bien, todos y todas bien) por medio de procesos de inclusión ajustados a la realidad particular. 

La construcción de procesos de participación desde la diferencia y el conflicto 

Conlleva comprender que la diferencia es inherente a los seres humanos y que la igualdad es tan solo una convención que hace posible la aplicación de derechos para todos y todas y la creación de las garantías necesarias para la convivencia pacífica y la equidad en el acceso a las oportunidades. De otro lado y contrario a lo que se nos ha enseñado desde las esferas tradicionales, desde esta perspectiva del ejercicio ciudadano se coloca el conflicto como una herramienta necesaria para la construcción de procesos de participación realmente efectivos. El conflicto es fuerza creativa y transformadora de la democracia, que no se contrapone con las formas civilizadas de participación. 

El respeto de las diferencias y la denuncia de cualquier tipo de exclusión como claves para la convivencia humana 

El ejercicio de la ciudadanía crítica no puede conformarse con el respeto de las diferencias, partiendo del supuesto de que el bienestar y el desarrollo deben ser para todos los hombres y mujeres sin acepción alguna, se hace necesaria la transformación de las condiciones de exclusión social a las que se están sometidas miles y miles de personas por el estigma y la discriminación. Los nuevos modelos de participación social hacen énfasis en darle voz a los grupos de población que durante siglos han sido silenciados, a los marginados del sistema. Denunciar las prácticas discriminatorias y propiciar la inclusión real de los grupos menos favorecidos en las políticas públicas y los procesos de participación puede considerarse como una acción prioritaria dentro de los modelos que buscan un real ejercicio de la ciudadanía desde la perspectiva crítica. 

Los Derechos Humanos como premisa para la vida digna 

No se puede hablar de desarrollo real ni de ejercicio de la ciudadanía sin aludir los Derechos Humanos. A pesar de los avances en el campo normativo que han permitido la inclusión de los Derechos Humanos en las legislaciones nacionales, prevalecen en muchos estados formas explicitas e implícitas de discriminación que alejan a las poblaciones socialmente excluidas de las oportunidades-derechos que les corresponden. Lo anterior puede considerarse como un gran reto para las formas de participación comunitaria que buscan romper con los modelos tradicionales. Hacer que los Derechos Humanos pasen, de ser meras formas decorativas del accionar diplomático y legislativo a premisas sustentadoras del quehacer ciudadano en todos los órdenes. 

Radiografía de la Discriminación 
Ejercicio de la ciudadanía de las personas del Colectivo GLBT en República Dominicana 

La discriminación asociada a la orientación sexual homosexual en la Republica Dominicana sigue siendo un gran problema, aunque no existen leyes punitivas asociadas a la homosexualidad, en el cotidiano las personas que expresan públicamente su orientación sexual homosexual sufren los efectos de la homofobia. Esto en franca violación de la constitución de la Republica y los acuerdos internacionales vinculados al tema de los DD.HH en las poblaciones consideradas minoritarias. 

La Discriminación impacta de forma directa el ejercicio de la ciudadanía de las personas homosexuales e impide el acceso de éstas a los mecanismos de participación ciudadana de diferentes órdenes esto incide en el mantenimiento del estado de inclusión en políticas públicas tendentes a reducir las brechas sociales que durante décadas han impedido el acceso a servicios de salud, educación, oportunidades de empleo así como el disfrute de las garantías para el pleno ejercicio de la ciudadanía contempladas en el marco jurídico nacional. 

A continuación presentamos una recopilación de casos que evidencian lo expresado anteriormente como forma de contextualizar en la realidad la situación vivida por miles de hombres y mujeres homosexuales en la Republica Dominicana en aspectos relativos al ejercicio de la ciudadanía. 

Arrestado sin razón 

Persisten en los cuerpos castrenses las actitudes y acciones homófobas, la extorsión y el chantaje. Y los apresamientos injustificados de personas del colectivo GLBT son constantes.
En el mes de marzo Cristopher, un joven trans del municipio de Santo Domingo Norte fue arrestado por miembros de la Policía Nacional en una de las calles del sector de Villa Mella bajo el alegato de que atentaba contra la moral y las buenas costumbres. 

Shakira (una activista del TRANSSA) fue arrestada junto a otra trans en junio pasado mientras abordaba un vehículo público en Villa Mella. Las autoridades no mostraron alegato de ley alguno para realizar el arresto. Estas personas fueron detenidas durante 24 horas. 

Cancelado de su trabajo 

Predominan las actuaciones discriminatorias por la orientación sexual homosexual en los centros de trabajo 

Existe una alta proporción de desempleo en las poblaciones GTH. Esta realidad se asocia a un sistema de exclusión laboral que incide de forma directa en la marginalización de las personas con una orientación sexual diferente a la de las mayorías. 

Negación de servicios de salud 

La ausencia de un sistema para la sensibilización de los prestadores de servicios de los centros de salud y de políticas tendentes a evitar la discriminación por orientación sexual hace posible la aparición de casos de violación a los derechos de los usuarios homosexuales en hospitales públicos y privados. La organización Aliados de ASOLSIDA (ALAS) reporta varios casos de personas gays y trans VIH positivas que no pueden acceder a los servicios integrales de salud del VIH (SAIS) en la ciudad de Santo Domingo. 

Existen evidencias de por lo menos seis casos de negación de servicios a personas del colectivo GTH en la ciudad de Santo Domingo. 

Violencia Física y Psicológica. 

La violencia en todas sus formas, contra las personas homosexuales continúa siendo un problema serio para las organizaciones que trabajan con y desde las poblaciones GLBT. 
En la ciudad de Santiago varios gays fueron sacados violentamente de un restaurant bajo la suposición de que los gays son ladrones (Situación reportada por Daniel Benítez) 

En el centro de apoyo psicoterapéutico de ASA se reportan cinco casos de violencia en el hogar hacia hombres gays realizada por miembros de la familia. Estos actos se relacionan con la intensión de los familiares de querer cambiar la orientación sexual de estos individuos. 

La organización TRANSSA ha reportado al menos 16 asesinatos de personas Trans en el transcurso de los años 2011 y 2012. Estos han sido tipificados como crímenes de odio, y de todos los casos que se han evidenciado y han sido denunciados ante las autoridades correspondientes, solo uno ha quedado resuelto con el apresamiento del homófobo homicida. Esto son solo los casos en los que las familias de las víctimas han dado seguimiento al mismo, y los que han trascendido a la prensa nacional, ya que la mayoría de los crímenes no solo permanecen impunes, sino que no salen a la luz pública. 

Negación del uso del espacio publico 

A pesar de que se han otorgado permisos para la realización de actividades, los mismos están plagados de condicionantes que en muchos casos impiden la realización de los eventos reivindicativos del colectivo GLBT. 

Las autoridades del Municipio de Santo Domingo Este impidieron que la ruta de la Caravana del Orgullo GLBT 2012 recorriera las calles y avenidas de dicho municipio. 

La organización REVASA, acogiéndose a los reglamentos municipales, solicitó al Ayuntamiento de Santo Domingo Este la no objeción para incluir en la ruta de la Caravana del Orgullo GLBT las avenidas Las Américas, Venezuela y Sabana Larga. En comunicación enviada a esta entidad los ediles municipales negaron la solicitud realizada bajo argumentos carentes de lógica. 

Las actividades formales en el Parque Duarte de las organizaciones GLBT están sujetas a que la Junta de Vecinos de esa demarcación dé su no objeción a las mismas. Es decir, las autoridades municipales y del Ministerio de Cultura se niegan a actuar según lo estipulado en la Ley, en lo que respecta al uso del espacio público y condicionan la aprobación de actividades formales del colectivo GLBT al dictamen de la junta de vecinos dominada por personas afiliadas a la iglesia católica. 

Durante varios años los permisos para la realización de las celebraciones del Orgullo GLBT fueron negados por las autoridades del Ministerio de Interior y Policía. 

En el 2006 se realizó una actividad en el Boulevard de la Av. 27 de Febrero. La misma fue interrumpida por agentes policiales y de las Fuerzas Armadas; los mismos portaban armas largas. A raíz de este hecho las autoridades de la justicia cerraron los bares de este lugar y apresaron a 13 jóvenes del colectivo GLBT procediendo a la publicación de sus nombres en varios periódicos de difusión nacional. 

La Caravana del Orgullo se ha realizado en los dos últimos años con la no objeción de las autoridades del Ministerio de Interior y Policía, aun así se han dado situaciones que intentan violentar derechos civiles de parte de la policía. En el 2011 un contingente antimotines fue apostado frente al lugar de inicio de la caravana mientras agentes alegaban que dicha actividad no podía realizarse por órdenes de superiores de generales de los cuerpos del orden. 

En el 2012 se registraron varios incidentes motivados por excesos de los policías enviados a mantener el orden de la actividad. Los agentes policiales querían impedir el uso de la bandera dominicana en la caravana bajo el argumento de que esa actividad atentaba contra el debido respeto a ese símbolo patrio y a la moral. 

****** 
El trabajo que da el trabajo
 


Por: Frei Betto, ALAI, 09-05-2013 

Y dijo la señora: ¡Imagínate, ahora mi empleada es amparada por el gobierno, con esas leyes absurdas! Como si nosotros, los patronos, no tratáramos bien a esas desgraciadas, que nacen en una favela, en medio de la pobreza, y tienen la suerte de encontrar un empleo en nuestras familias. 

La María Dolores, por ejemplo, no tenía dónde caer muerta. Su padre borracho, su madre lavandera, una retahíla de hermanos. La chavalita comenzó aquí, en esta casa, como cuidadora de mi hijo pequeño Jorge. Yo le enseñé hábitos de higiene, le di un uniforme blanco, dejé que llevase para su casa lo que sobraba de las comidas que mi marido ofrece a sus clientes. 

Le pagaba medio salario mínimo, más el transporte. En su cumpleaños y en Navidad se le dan regalos. La pobre chica se deshace en agradecimiento, tan generosa soy con ella. Ella cuida bien de Jorge: le limpia el popó, le baña, lava y plancha sus ropas, nunca se olvida de darle el biberón a sus horas. Le lleva todas las mañanas a tomar el sol en la placita. Y nunca se quejó cuando era necesario permanecer en casa más allá de la hora convenida. 

A veces yo y mi marido vamos a comer fuera y la Dolores se queda con el niño, le hace dormir y después se pone a ver la tele hasta que nosotros regresamos. Nunca reclamó salir después un rato. Pero ahora viene el gobierno con esa historia de las 44 horas semanales, carnet, pago de horas extras, fondo de garantía, multa del 40% por despido sin causa justa, etc. 

Pero todo eso resulta peor para el trabajador, como hace mi marido en su empresa. Pues la Dolores no es trabajadora, es empleada. Como Fátima, nuestra cocinera. Ya lleva trabajando nueve años con nosotros. Está separada del marido, sus dos hijos son adultos, ella duerme aquí en el cuartito de la empleada y sólo va a visitar su familia los domingos. 

Nunca ha reclamado por esa buena vida que le hemos dado. Al contrario, está agradecida por dormir en un lugar seguro, confortable, con sábanas limpias, baño privado, lejos de aquella promiscuidad que reina en la casita en que vive su familia en la periferia, donde viven su hermano, su cuñada y los cuatro hijos de ambos. 

¿Por qué viene ahora eso de los derechos laborales para quien está feliz de la vida? Negra renegra, si hubiera nacido hace dos siglos con toda seguridad habría sido esclava. Ahora tiene su cuartito ordenado, televisión, acceso libre a la nevera de la familia. Y come de la misma comida que ella prepara para nosotros. ¿Acaso ella comería por ahí camarones empanizados, ceviche de mariscos o codornices rellenas? 

¡No sé por qué el gobierno se mete tanto en nuestras vidas! ¿Acaso piensa que somos una banda de esclavólatras que trata mal a los empleados? Ya basta de burocracia. Ahora voy a tener que pagar, además de los salarios, impuestos para mantener aquí a Dolores y a Fátima. ¡Como si ellas no fueran a tener pensión en su vejez! 

La madre de Fátima, que trabajó veinte años en casa de mi suegro, al jubilarse fue a vivir al campo, donde nació y donde gozó de un retiro rural. ¿Necesita acaso el gobierno crear más burocracia para nosotros, los patronos, que damos empleo a quien no tiene instrucción, ni casa propia ni dónde caer muerto? 

Hace tiempo mi marido y yo entramos en un avión y en el asiento del pasillo, al lado nuestro, había un hombre mal vestido, con cara de peón de hacienda, que a la hora de servir la merienda preguntó si era gratuita… Sí lo era. 

En los viajes por avión en las rutas nacionales ya no se da aquel glamour de antes, con las aeromozas sirviendo güisqui, vinos y platos calientes. Ahora están todos revueltos e insisten en mezclar gentes de clases sociales diferentes, como si todos procedieran de la misma cuna. 

¡Dios mío, ¿a dónde irá a parar el Brasil con este modo de pensar! 

(Traducción de J.L.Burguet) 

- Frei Betto es escritor, autor de la novela “Aldea del silencio”, entre otros libros.www.freibetto.org/> twitter:@freibetto. 

URL de este artículo: http://alainet.org/active/63856 

****** 
Raymond Pozo: ¿Tos con catarro por más de 15 días? 

******
La libertad de los campesinos y de los obreros les pertenece y no puede ni debe sufrir restricción alguna. Corresponde a los propios campesinos y obreros actuar, organizarse, entenderse en todos los dominios de la vida, siguiendo sus ideas y deseos. (Ejercito Negro Makhnovista, Ucrania, 1923).